viernes, 2 de octubre de 2009

Textos Viejunos

andurreando por el PC me he encontrado con dos textos que escribí hace un año. Pueden tirarme piedras después.



Blanco Roto

Me acomodo entre los ojos de David Bowie y entre los labios sostengo un cigarrillo para sentirme aún ma´s triste.

Hoy quiero gritar, llorar, descolocar mi felicidad de mil piezas y hacer con ella un cubo de Rubik gigante.

Un cubo de Rubik de mil cuadrados y seis colores tan súmamente pixelados que fueran puro blanco.
Un cubo de Rubik creado por cuadrados unidos como neuronas pero caóticos como mi mente.
Mi alma son racimos de uva blanca.

Mis labios sedientos piden lambrusco blanco para volverme burbujeante, dulce. Tus labios piden los míos para asegurar que aún me quieres.

Por exprimir mis sentimientos sólo soy vino caliente, un desperdicio vomitivo.

Y tú te vas, y yo pido hielos, y sólo encuentro cubos,
cubos de Rubik.

Soy plástico blanco (roto) empapado en vino caliente,
fragmentado

esperando recomponerme.



***


Anoche descubrí que puedo arrancarme la clavícula para coser los pespuntes de mi piel.

Anoche pensé en descubrir un mundo Nuevo, algo fuera de esta cosa que suelen llamar vida mortal. Ayer fui un poco idiota y me lidié con un toro muerto, ayer pensé en recordarte y lloré por dentro. En silencio. Sólo tú conservas los restos de mi pecho. Anoche me soltó a volar un niño tímido, trató de besarme en un absurdo intento de esclavismo, pero tú y yo sabemos que siempre sé decir un no a tiempo. Anoche me abrazó un oso, con mucho pelo, como todos, pero supe abalanzarme por el barranco de tus miedos. Descubrí, por otra parte, que el dolor es algo imaginario. Que hoy me sangren las yemas de los dedos no significa que hayan de clavarme cuchillos en los ojos o los claven en el barro. Sentí, por cierto, que te extraño como los pájaros de invierno extrañan el blanco de tus ojos cada noche en el austral. Pensé, como tantas otras veces, ni más ni menos, en lo mismo de siempre.

3 comentarios:

  1. viejunos pero buenos para hacer buen caldo adri.

    un beso.
    voltios.

    ResponderEliminar
  2. Textos vivos, desgarrados, vibrantes... ¿Qué importa su fecha? Gracias por compartirlos, amiga mía, Besos,
    V.

    ResponderEliminar
  3. los textos pasados siempre tiene mucho de lo que tiene los presentes; y además nos dicen si realmente hay talento.

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios