sábado, 9 de junio de 2007

Día de La Rioja







Esta noche no tengo previsto dormir. Tampoco tengo ganas de estudiar, pero qué se le va a hacer... no me queda otra: mañana por la mañana tengo examen de griego.







El examen de ayer (de historia y filosofía de la ciencia) me salió fatal... y supongo que mañana saldré del examen con esa misma sensación de impotencia.







Estoy... me siento muy perdida. Mucho más que hace un año, cuando recién superada la selectividad aún me debatía entre varias ciudades, varias carreras. Hoy estoy muchísimo más perdida.







A principio de curso, Maximiliano Fartos, profesor de historia de la filosofía clásica, nos dijo que la labor de un profesor de primaria o secundaria es mucho más difícil que la de aquel que da clases en una universidad, ya que el primero tiene que motivar a los alumnos, cosa que el segundo da por hecho que no.... pues nosotros, los universitarios, ya venimos motivados.







Y una mierda.







Estudio lo que me gusta... No.




Hablar de filosofía es no decir nada claro.







¿Qué me gustaba antes de venir aquí? ¿Nietzsche? ¿Freud? La metafísica, las letras, la irracionalidad.




Subjetivismo.




Arte.




Surrealismo.




Que si el cine, la música.




La literatura erótica.







Que escribir provoque orgasmos.







...Dibujar.







Y buscando la abstracción... opté por la filosofía. Las letras.







¿Y qué encuentro?







Que todo es cuadriculado. Que, como en toda carrera de ciencias, pretenden convertirme en un loro. Que la m con la u es mu.







¿Esto es filosofía?







Empollar historia y filosofía de la ciencia.




Traducir textos de muertos. Una lengua muerta.




Volver a empollar... lo que dijeran Platón, Aristóteles...




Y la maldita lógica. __







A esto me ha llevado la motivación...







A una residencia que es poco menos que una guardería. A las once en casa, a las dos y cuarto a comer...




Servir... 1,6,11,16,21,26,31,1,6,11,16...







Adriana, ¿no cenas?




Adriana, te gusta mucho enseñar el hombro, ¿no?




Adriana, así no bajes a desayunar. Así, sin sujetador, no.







Pues no me mires los pezones, ostia.







A sentirme sola, desmotivada... a analizar Mulholland Drive.







A querer estar contigo, aunque no estés.







Que ya sé que no estas, y aún así me quedo cerca del portátil, a ver si de repente suena “I just don’t know what to do with myself”.







Enganchada a internet, a la nicotina, al café y al chocolate. Harta de todo lo que me ata a Valladolid, rompiendo espejos y soñando con gusanos amarillos.







Soñando que me viola el guaperas de mi quinta de Baños en la cocina del tío muerto de mi amiga la Pochy.







Hace calor... muchísimo...







Mi día de hoy es el día de la existencia más patética.







Me despierto a las siete y veinte, me visto y bajo a desayunar con Sara y Judith. Propósito: estudiar griego durante toda la mañana. En lugar de eso, me acuerdo de ti.




Me ducho, se inunda el baño... me visto: camiseta de tirantes negra, falda larga morada, las valencianas negras abiertas por delante... y mi melena, rizada y negra, casi sin espuma. Sólo a ti te puede gustar verme con estos pelos de loca y estos aros de plata.




Maldita sea, me acuerdo de ti y me quedo dormida profundamente hasta las mil... Soñando, por primera vez en mucho tiempo, con nitidez. Viendo como la melancolía se apodera de mí en forma de violación.







- Bicha, baja a comer, que te hemos puesto plato. – Me llama Judith al teléfono de la habitación. Maldita sea, ya son las dos y cuarto...







Genial, acaba de bajarme la regla. Vamos a por la segunda aspirina en 24 horas.




Y me acuerdo de cuando mi madre me disolvía las aspirinas en agua y azúcar, dentro de una cuchara. Como me gusta morder el ácido acetilsalicílico...







Bajo corriendo las escaleras, se me rompe una sandalia... subo de nuevo, descalza, me pongo unas valencianas, vuelvo a bajar....







Y, a pesar de todo, me río. No puedo dejar de reír, de sonreír todo el puto día. ¿Se puede saber qué me has hecho?







Y después, desesperación.







No logro concentrarme... Tengo sueño y nervios al mismo tiempo. Estoy hinchada. ¿Por qué hace tantísimo calor en esta habitación?

(17:56) letrista indómit:

sabes qué me ha pasado?

(17:56) letrista indómit:

que se me ha caído el espejo de moni

(17:56) letrista indómit:

en el pie

(17:56) letrista indómit:

me he puesto a sangrar como una chochina

(17:56) letrista indómit:

y se me han manchado las sandalias

(17:56) letrista indómit:

tengo papel higiénico rodeándome un dedo

(17:56) letrista indómit:

me ha bajado la regla

(17:57) letrista indómit:

hace bochorno

(17:57) letrista indómit:

tengo examen de griego

(17:57) letrista indómit:

mañana

(17:57) letrista indómit:

por la mañana

(17:57) letrista indómit:

siento que voy a suspender

(17:57) letrista indómit:

y cada dic que pasa se me hace más largo

(17:57) letrista indómit:

Más largo

(17:57) letrista indómit:

estas semanas se eternizan

(17:57) letrista indómit:

estudio

(17:57) letrista indómit:

pero suspendo

(17:58) letrista indómit:

voy a pasar un verano de mierda

(17:58) letrista indómit:

cada día me aburre más esta puta carrera

(17:58) letrista indómit:

en pocas palabras

(17:58) letrista indómit

ESTOY HaSTa EL COÑO



Y me siento estúpida, porque te echo de menos.




Me siento estúpida porque ahora sabes que todo este blog está dirigido a ti.

4 comentarios:

  1. ningún camino es fácil para llegar a lo que nos proponemos.
    no gusta estudiar,pero sabes que al final merecerá la pena.
    no gusta estar lejos de lo que quieres, pero sabes que si tienes un poquito de paciencia estarás con él.
    no gusta tener horarios, pero si lo piensas bien... nunca serás completamente libre...

    hay muchas cosas que no gustan y otras muchas que sí. disfrutemos de lo que nos gusta e "ignoremos" el resto ;)

    un besito cielo :*

    ResponderEliminar
  2. Tanto optimismo Sarita?

    No Awix, cagate en ellos. Bomita de nausea. como cuando ves la TV.
    Entiendelos, para no repetir como ellos.
    Y si no puedes, eso no indica que estes equivocada, es solo que quizas tu gusto es refinado.
    Creeme, tienes mucho que dar. Me sorprendes, ya quisiera que las 10 bellezas que al igual que tú en mi fac entraron este año, escribieran como tú. Parece que su estomago soporta mejor.
    Pero al verdad no se. El mio, todavia se tensiona de evz enc uando, o sin darme cuenta. Y cuando veo, ya me estoy cagando con sangre, sudores de frente, desgarramientos, etc.
    Bueno, ya no te digo más, quizas yo soy el optimista. Aqui en mexico hay más risa, je, auqnue haya más pedanteria pendeja.

    Te cuento, el ultimo dia de una clase de epistemologia, una señora vieja entro, toda desfachatada. Mientras los nichos que juegan a ser intelectuales se le quedaban viendo, y una conocidisima doctora e investigadora, tambien. Entonces me rei, je. Y siempre seoy el más seri y cayado de esa clase.
    Ja, la situación lo ameritaba.
    Fantastico!

    ResponderEliminar
  3. ¿Que este mundo es una mierda?
    ¿Que nuestros designios se desvanecen como espejismos en el desierto?
    ¿Que no conseguiste nada de lo que querías?
    Bueno... yo también me sentí engañado cuando ví la mayoría de las clases, no por el nivel, pero si te fijas... ¡nos tratan casi como si estuviéramos aun en el instituto! ¿Qué significa esto? Yo ya sabía que filosofía no iba a ser la rehostia triple en verso y que lo que me encontrase allí (en cuanto a profesorado) no iba a ser nada del otro mundo. Pero estoy estudiando esto. Aunque no lo parezca he tenido que sufrir para estar en Pucela. Tú también sufres. Se ve en cada palabra que escribes...
    El sufrimiento mortifica, pero si te quedas encerrada en él, ¡te poseerá hasta el día en que te mueras! Por eso, como bien te ha dicho tu amiga Sarita, quedate sólo con lo bueno de la vida, aunque sea insignificante. Puede que por mucho ignorar lo malo, no desaparezca, pero a veces puedes pasar simplemente de ello. Es una buena opción para no volverse loco

    ResponderEliminar
  4. Hacía muchísimo calor y me acababa de bajar la regla...

    Que no estoy triste, cachis.

    :)

    Gracias por visitarme

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios