miércoles, 17 de octubre de 2012

José Luis Merino habla de Engaño Progresivo

Entrada original en Desde este otro lado


Engaño progresivo

Conozco a awixumayita antes de conocer a Adriana, antes de ver su timidez, esos ojos que nunca buscan los ojos del otro y escuchar el tenue hilo de voz que sale de su garganta. Y aunque hace un par de años que no coincidimos cuando supe que iba a presentar su último poemario, Engaño progresivo (Fundación Jorge Guillén, 2012) y supe que podía escaparme de Madrid para apenas 24 horas no dudé en organizar mi agenda e ir para allá.

C., D., E. y un servidor fuimos a la librería A pie de página de Valladolid (C/ Librería 13) y allí estaba Adriana, con altos tacones y un sobrio vestido negro y el libro rojo de Adri entre sus manos para leernos -algo nerviosa- algunos de sus poemas.





Creo que Engaño progresivo es lo mejor que he leído de Adriana, tal vez porque detrás está Eduardo Fraile realizando la tarea de editor, diciendo “esto sí, esto no Awi, no todo lo que uno escribe vale para ser publicado” o quizá porque Adriana, como el buen vino (de la Rioja), gana con los años.

2 comentarios:

  1. Yo siempre he pensado que algún día, cuando mucha gente reconozca su talento, llevaré tiempo sintiendo orgullo de quien mira la vida a través de su propio cristal.

    Mil besos

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios