viernes, 17 de julio de 2009

Freud y la adolescencia


Azucena Escalona Baños.
Reseña publicada en el número 26 de la revista literaria Fábula.

A pesar de su juventud, Adriana Bañares Camacho (Logroño, 1988), ha visto publicados sus relatos en revistas literarias como Fábula, Portales, Fedra (México) y en el diario digital chileno El Rancahuaso y en fanzines como Poemas de la Chica de la Curva, Degeneración espontánea, Gárgola Vacas y Jamais Vu. Además, entre los años 2003 y 2006 fue premiada en varios concursos en la modalidad de relato breve y siendo una adolescente, con 17 años, publicó ésta, su primera novela La soledad del café , hoy reeditada por tercera vez por Ediciones Emilianenses.

Y es que la novela tiene mucho de controversia y de impenetrabilidad de la adolescencia. La historia transcurre en un ambiente onírico y a veces opresivo, bajo el manto protector de Freud y el psicoanálisis. Su protagonista, Nístrim, una joven adolescente, realizará un viaje interior, una búsqueda o quizá una huida de sí misma a través de turbulentos ascensores que no son sino el reflejo de sus propias sacudidas existenciales.

De forma totalmente consciente, escapan del subconsciente los tópicos adolescentes del sexo, la preocupación por el aspecto exterior, el suicidio, el feminismo, la crítica a la sociedad, a los padres, a la iglesia… todo aderezado con una pizca de desgana y grandes dosis de resentimiento hacia todo y nada en concreto.

Más que de una estructura preconcebida, la novela se compone de un continuo fluir de pensamientos en un periodo de tiempo un tanto indefinido.

Como el café, esta novela deja en el lector un denso poso, el de la fuerza de sus imágenes y también un fuerte contraste entre la juventud de la autora y la rotundidad de sus afirmaciones.

Sin duda, una apuesta vanguardista de una editorial siempre innovadora.





Información y pedidos: info@edicionesemilianenses.com

9 comentarios:

  1. Adriana, no sabía que tuvieras nada publicado en papel. ¿Aceptas un trueque por el último que tengo publicado? Para ello, tendrías que darme una dirección y yo te lo envío encantado. La única a la que puedes enviarme el mío es la siguiente:

    Adolfo González
    C/Alfonso VIII, Nº43, bajo 4
    16001 -Cuenca (Castilla La Mancha)-

    ***

    Aunque también podrías poner otra direcció, ya que mi casa tiene dos puertas y una de ellas, la de atrás, da a otra calle, llamada "Santa Catalina". Vamos, que es un bajo desde el portal de Alfonso VIII, pero lo que es mi vivenda está a la altura de un tercero, pues las vistas dan para esa calle de atrás que te digo. En caso de escoger esta dirección, tendrías que poner "3ºpiso" en lugar de "bajo 4", y la calle, claro: Santa Catalina.

    Aunque yo prefiero que si accedes al trueque me lo envíes a la primera de las direcciones, porque sé que ahí no hay fallo, ya que la puerta de atrás no tiene timbre ni nada.

    Ay qué rollo te he soltao...Perdona! Besos

    ResponderEliminar
  2. Bien por Adriana!.
    Up!...
    "esto no ha hecho más que empezar"
    un abrazo + beso neurótiko,
    Vara

    ResponderEliminar
  3. entro a tu página (que ya te he confesado que entro muy poco.. =S )y me encuentro justamente con esta entrada y la forma en la que te conocí.. me alegro mucho por ti, sobretodo por el "camino a la fama".
    Siempre avanzando niña, un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Deberías poner el libro en descarga gratuita con licencia CC si realmente quieres que te lea la gente y te lo compren.

    Bueno, esa es mi opinión, y lo que creo. De hecho yo si estaría me lo leería con gusto, y después podría recomendarlo, comprártelo etc.

    Si es que puedes... no sé.

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.
    Adolfo, ya te enviaré un mail. Gracias.
    Mariof: Puedes leer el libro pinchando aquí

    ResponderEliminar
  6. Ya te digo, se ve que ando un poco gilipollas.. pues nada, retiro lo dicho.


    ¿Vas a escribir alguna puta vez mi nick bien?

    ¬¬

    ResponderEliminar
  7. Hola, Adriana.
    Mi nombre es Damián Fryderup y soy de Argentina, tengo 21 años y escribo terror y fantasía, me encantaría que visites mi blog para que opines.
    La dirección del mismo es: http://misanio.blogspot.com/
    Y aquí, también dejo un post que hicieron de mi trabajo: http://www.librosgratis.org/memorias-de-un-hombre-de-damian-fryderup.html

    ResponderEliminar
  8. Hablando del texto que citas de Bolaño, y de esta reseña.
    Los puentes incendiados de la adolescencia, a veces parecen prolongarse en los 20. Pero nada llega a ser tan angustiante, como ese puente.
    Me puse nostalgico de nuevo.
    Gracias Adriana, por darle palabras a los sueños que antaño tenía. Darles palabras, significa revivirlos de nuevo. Gracias por revitalizar mis ganas de escupirle a la hipocresía de la sociedad.

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios