viernes, 13 de abril de 2007

Conjunto Maximal

Si no te pasaras el día pensando en lo mismo...

Lo que quiero decir es...
Soñar con sexo sólo simboliza la represión que sufres en la realidad.

Los sueños no son más que una manifestación del subconsciente.

Igual que lo puede ser la escritura, el dibujo...

la papiroflexia.
Por lo tanto, regresando a la lógica....
Soy una reprimida,

¿pero...?

Pero, por favor,

si me estoy conteniendo....
...hasta el punto de negarme a...
¡cambiar las pilas del vibrador!


Porque sé que cuando llegue al orgasmo me acordaré de ti.


¿Es esto sentimentalismo...?

Soy ese único otro que puede vincularse con esos dos.

Pero ahora me encuentro en una función binaria.
Función de elección (que no felación)

y yo en medio de una función binaria.

Me gusta pensar en ese segundo.
Me gusta recordarte así.
Odio caminar con alguien dada de la mano.
Pero pensar en ese instante me pone la piel de gallina.


- Paula, escúchame. Tenemos que reaccionar pronto. Vienen hacia aquí.

Lo recuerdo como si todo tú estuvieras penetrándome.
Dentro de cada uno de los poros de mi piel.


¿Por qué siempre lo dejo morir?

Mi vida es una sucesión de orgasmos.
De pequeñas muertes.


Espero que algún día el orgasmo se extienda hacia el infinito,
Convirtiéndose les petits mortes en un gran conjunto infinito.

Un conjunto maximal.
Al que ya no se le pueda añadir nada, porque ya lo tendrá todo.

Una muerte eterna,

Equivalente a la inmortalidad.

4 comentarios:

  1. bueno, vale, tu foto es mas bonita k la mia, en fin...

    mmmm, orgasmo,...

    no kieras tener tantas pekeñas muertes, al final te cansaras d morir, como de todo...

    Un beso a ti tmb

    ResponderEliminar
  2. Letras de colores, sexo, subconsciente, Francia: GILIPOLLECES. No te lo tomes como una crítica, tómatelo como un insulto, es la única manera de hacernos humanos. Bájate del árbol, puedes comerte todas las pollas que quieras o hacerte todos los dedos del mundo, pero estarás siempre sola escribiendo bobadas. Un beso de tu amigo Pantalón.

    ResponderEliminar
  3. Otro beso a ti, Pantalón.

    Insultas a mis textos, pero no a mí. No necesito que me hagan humana... Creo que ya nací con ese defecto del que tú alardeas. Nunca creí que un Pantalón pudiera tener humanidad, ni que se dedicara a visitar un blog del que no salió satisfecho la primera vez.
    De todos modos, agradezco tu regreso. Agradezco que me animes a bajar de un árbol al que nunca subí y decirme que estoy sola, cuando ni siquiera me conoces.
    Sólo conoces unos textos de colores. Y no creo que ellos necesiten humanizarse.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  4. qué profundo Adri, qué profundo...
    encoñamiento profundo es lo que tienes, nunca mejor dicho XD
    ah! y por favor, pon las pilas al vibrador, si quieres te regalo una tableta del chocolate que te gusta, pero ponlas, por favor, por el bien de la humanidad, jaj
    ya sabes dónde vivo... ;)
    un besooo!

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios