viernes, 5 de enero de 2007

A veces sabe a nata


¿Sabes? A veces sabe a nata.
Si, a veces no me sabe a ti. No, no, no, a veces sabe a nata.
A veces, mientras aspiro con precisión y cierro los ojos, dejo de respirar por un segundo y siento que su sabor es terriblemente dulce. Sabe a nata.
No, ya he aprendido a no sentirte en cada calada. Tus besos ya han quedado tan lejos…
¿Sabes? A veces me miro al espejo, desnuda, y no veo ese “cuerpo” que tanto te ponía. No… ahora sólo veo a Adriana.
Ya no necesito que me digan lo bien hecha que estoy para no poner mis rodillas sobre los baldosines del baño.
¿Sabes? A veces sabe a nata.
Fumar acorta la vida.
Pero no es mi vida la que verás extinta en una de esas esquelas…. No, porque ni siquiera recordarás mi nombre cuando me muera.
No, nunca supiste quién era.
¡Que facil es llamarme Chiqui o Peque, como Bill a Beatrix en Kill Bill.
Puestos a venerar a Tarantino, podías haberte lucido más llamándome Caramelito (Pulp Fiction, ¿Recuerdas?)
Puestos a mentir, podías haberme dicho alguna vez que me querías. Suena tan bonito…!!!! XD
MALDITA SEA, ME HE CONVERTIDO EN VOSOTROS.
EN VOSOTROS DOS, PERO SOBRE TODO EN TI.
Y, sin embargo, sigo siendo yo… ya ves, sigo empeñada en no cambiar.
Seguiré volviéndome loca frente al espejo para tapar mi cara con este pelo estropajoso.
¿Sabes? ¡¡¡A VECES SABE A NATA!!!!
A veces no estoy llorando por tu culpa.
A veces soy capaz de ver la FELICIDAD.
A veces soy incluso mala, y lloro sólo por mí.
Por mis errores.
A veces sabe a NATA y no me acuerdo de ti.
De ninguno de los dos.


2 comentarios:

  1. Fantástico texto..

    A mi nunca me sabe a nata, y es que además soy intolerante a la lactosa..

    ;-)

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado. Lo robo.

    Un beso de...chocolate. No me gusta la nata.

    ResponderEliminar

¿Quieres estar al tanto de cada nueva publicación? ¡Suscríbete!

Entradas y Comentarios